Innovadora tecnología de herramienta

Durante muchos años se había considerado el acabado de superficies como un campo «desarrollado». Sin embargo, hemos puesto el mecanizado y su gran exigencia de tiempo en tela de juicio. El resultado: un nuevo tipo de fresado acompañado de estrategias de acabado de gran eficiencia.

La innovación implica desarrollo: la fresa de barril cónica presenta una novedosa geometría de fresa desarrollada por OPEN MIND. Las fresas de barril convencionales permiten únicamente radios medios de 50 mm a 100 mm, mientras que con nuestro enfoque es posible contar con radios de 1000 mm y superiores. Esto permite grandes saltos entre pasadas con la misma calidad de superficie. Para poder aprovechar las ventajas de la fresa de barril cónica es necesario contar con un potente sistema de CAM como hyperMILL®. Un mecanizado casi sin límites gracias a su innovadora tecnología de 5 ejes.


Control dinámico de puntos de contacto

hyperMILL® MAXX Machining controla de forma totalmente automática el punto de contacto durante el mecanizado. Para ello, la aproximación de la fresa se modifica continuamente. El resultado convence: un mecanizado seguro de toda la superficie y un aprovechamiento homogéneo del radio de corte.

Calidad de superficie probada

Frente al mecanizado con fresas esféricas, la rugosidad teórica no aumenta considerablemente con un mayor salto entre pasadas. En la práctica, esto se ha podido demostrar mediante un método de control de superficies. Una superficie comparativa se mecanizó con una fresa esférica y un radio de 3 mm y con una fresa de barril y un radio de 350 mm. La calidad de ambas superficies era prácticamente idéntica; sin embargo, el tiempo de mecanizado se pudo reducir un 90 por ciento con la fresa de barril.

Fácil administración de herramientas

En hyperMILL® se pueden definir paramétricamente todas las fresas de barril. No es necesario aplicar geometrías de corte libres o definir la fresa a partir de contornos 2D. Una sencilla administración de herramientas y un sistema CAM, que definen al 100 por cien las fresas de barril, garantizan el uso seguro de estas herramientas.